El MIT publica en abierto todo el contenido de sus cursos


MIT open course wareYa habíamos anunciado esta gran novedad en la semana que dedicamos el año pasado a las plataformas docentes gratuitas en Internet. Hicimos una entrada exclusivamente dedicada a la plataforma Edx en la que muchas instituciones universitarias estadounidenses publican en abierto el contenido docente en formato digital organizando cursos a distancia con tutorización o la posibilidad de acceso para la consulta del mismo.

En la página web del Instituto Tecnológico de Massachusetts podemos acceder a todo su contenido docente a través de un menú muy elaborado donde podemos localizar el contenido a través de:

  • Búsqueda por palabras claves.
  • Código del curso (si lo conocemos previamente).
  • Departamento.

Pero también podemos localizar material audiovisual por temas (haciendo una búsqueda transversal por temas o conceptos concretos que pueden estar repartidos en varios cursos o asignaturas) o realizar estudiso transversales.

Los cursos están en su mayoría en inglés aunque algunos han sido traducidos al chino, español, tai, turco, persa o coreano entre otros.

Los Open Course Ware (OPW) son materiales gratuitos publicados por esta institución que no dan acceso a la misma ni a ninguna titulación acreditada por ella pero suponen una liberalización de contenido y saber que origina un enriquecimiento global para todas aquellas personas inquietas que deseen aumentar conocimeintos en su campo de saber o desseen adquirir nuevas habilidades o conocimientos en otros campos.

Además del material de los cursos están los exámenes de ediciones anteriores y las respuestas a los mismos que nos sirven como complemento docente.

Un gran acierto del MIT ya que la liberalización de contenido de calidad suponen un gran avance para el conocimeinto.

Nuevos retos educativos: ¿Cómo funcionan los badges?


badgetsLos badges o «insignias» son distintivos a modo de «chapas» con un significado concreto que en este caso se corresponde con la evaluación de un grado de conocimiento o aptitud determinado.

En un escenario en el que cada vez se está liberando más contenido académico en la red y en el que cada vez tenemos más plataformas y herramientas técnicas para acceder a la formación a través de sistemas telemáticos, es necesaria una estandarización de la evaluación de los conocimientos, aptitudes y actitudes de los discentes.

En poco tiempo el concepto clásico de universidad va a tender a desaparecer, modificándose en otro nuevo concepto. No necesariamente un alumno va a tener que «cursar» todaas sus asignaturas en una misma institución y además va a poder crear sus propios itinerarios académicos con una oferta muy grande y con diferente nivel de calidad.

No solamente en estudios reglados pregrado. En estudios postrgrado o para la adquisisción de nuevos conocimientos que se vayan adecuando a las nuevas funciones de un entorno profesional, vamos a poder acceder a diferentes cursos formativos ofrecidos por instituciones diferentes y que requieren un sistema de acreditación estandarizado y reconocido.

De esta forma la docencia se hace mucho más plástica y se amolda a las necesidades profesionales de una persona concreta en un puesto concreto de trabajo.

El proyecto de Mozilla Open Badgets  pretende facilitar a cualquiera ganar y mostrar sus insignias a través de internet, utilizando una infraestructura abierta y gratuita para todo el mundo ya que su objetivo es favorecer a los alumnos a obtener y mostrar estas insignias en un proceso independiente y transparente que sea capaz de ser un estándar de acreditación docente.

Cualquier proveedor de acreditaciones en formato badge (actividades extraescolares, cursos online abiertos, institutos de formación, universidades…) podrá conceder insignias a sus estudiantes. Los estudiantes pueden irlas coleccionando y gestionando a través de su “mochila de insignias” lo que hará más fácil el proceso de mostrar los logros y las competencias  obtenidas a través de webs o plataformas para mejorar las oportunidades de aprendizaje y empleo.

Os dejamos un vídeo de YouTube de DML (Digital Media Learning) donde se explica el sistema de badges. El vídeo está en inglés pero tiene opción de subtitular

Open Data y Salud


Si ayer nos dedicamos al menejo de grandes cantidades de datos (Big Data) y cómo la gestión de los mismos puede tener impoirtantes consecuencias en la salud de los ciudadanos, hoy vamos a hablar de la filosofía de los Open Data.

Hasta la gran revolución de Internet, quien teníe el conocimiento, tenía el poder. Con la aparición de las grandes herramientas de distribución de información el poder no es tanto tener oposeer el conocimiento, sino tener la capacidad de difundirlo.

Este cambio de concepto hace que los datos protegidos por parte de estados o empresas con licencias u otros sistemas de protección se estén transformando en otra forma de proteger los datos de una manera mucho más flexible y que permita su difusión como las licencias Creative Commons.

Realmente el Open Data es una filosofía ligada íntimamente a que sostiene que el acceso universal a los datos almacenados por gobiernos, instituciones y organizaciones es vital para facilitar la comprensión del mundo en que vivimos y proponer soluciones a problemas actuales tal y como señala Hans Rosling en esta intervención en TED

Esta filosofía es totalmente aplicable al ámbito público, porque… ¿a quién pertenecen los datos de bases de datos públicas?. Universidades, Comunidades Autónomas, Ayuntamientos, Diputaciones, Bibliotecas públicas… poseen numerosos datos que no son confidenciales y podrían (deberían) ser accesibles por todos los ciudadanos.

Instituciones públicas como  Gobierno de Navarra, Castilla y LeónCataluñaEuskadi o   Andalucía están dando pasos en esta dirección.

Ideas para aplicar el Open Data a la Salud:

  1. Geolocalización de farmacias de guardia. Ya existen aplicaciones para smatphones (tanto para iPhone como para Android)  que utilizan estos datos públicos y en abierto
  2. Geolocalización de servicios de urgencia.
  3. Datos epidemiológicos en salud.
  4. Información y bases de datos abiertas sobre fármacos. Indicaciones, riesgos, alertas.
  5. Estadísticas poblacionales con datos de natalidad, mortalidad y morbilidad.

En EE.UU. se ha creado una plataforma digital que incluye página web, Twitter y Facebook denominada Health Data (que agrega bases de datos sanitarias dependientes de instituciones públicas sanitarias estadounidenses como CDC o la FDA) donde toda esta información está en abierto al ciudadano en un entorno muy amigable.

En España se ha creado la web Datos.gob donde aparecen datos que podemos filtrar por categoría, formato, fechas o por entidad. Dentro de la categoría «ciencia y tecnología» llama la atención la posibilidad de acceso a numerosa información referente al sector de las telecomunicaciones (Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones) y patentes y una ausencia total de datos en salud.

El 26 de junio de 2012 se celebró en Madrid el Encuentro Aporta: iniciativas Open Data en España. A través de su plataforma multimedia SpainESdata  podemos tener acceso a las presentaciones y vídeos de este encuentro donde se debatió sobre el futuro y las posibilidades del Open Data en nuestro país.

Si tenéis interés en seguir conociendo más sobre esta filosofía de datos abiertos con información al ciudadano, es muy interesante el Curso práctico de uso de Open Data: oportunidades de negocio ligadas a los datos en abierto  que ofrece de manera gratuita la UNED a través de su plataforma COMA.