Nueva web de @semFYC


semfyc

Todas las instituciones tienen un espacio web en el que se cumplen varias funciones según nuestra perspectiva:

  • Información corporativa. (Quiénes somos, dónde estamos, cuál es nuestro propósito, estatutos, calendario de actividades científicas…). Se trata de una información bastante estable que no se va a modificar salvo grandes cambios en la organización y las actualziaciones de las actividades en forma de calendario. Sería la “tarjeta de visita” de la sociedad.
  • Servicios a la población: Una institución sanitaria ha de dar servicios a la población; se trata de consejos en salud. Numerosos profesionales de forma independiente han sabido conectar con la población a través de diferentes formatos (texto, vídeo, imagen) y por diferentes canales (blogs, redes sociales). La presencia de la sociedad en redes sociales ha de estar orientada a la comunidad (recordemos que llevamos el apellido “comunitaria” en nuestro nombre). La discusión sería si en el mismo o en diferente cuenta que con los asociados.
  • Servicio a profesionales sanitarios no asociados: Tienda on line con material con sello semFYC.
  • Servicios a los asociados: Donde habría que buscar qué necesitan nuestros socios. Proponemos los siguientes servicios:
    • Calculadoras clínicas para la consulta.
    • Información para el paciente/usuario.
    • Servicio de búsqueda bibliográfica.
    • Herramientas de investigación.
    • Plataforma docente.

Hoy en día no se puede separa una “web” del resto de herramientas de comunicación y difusión de conocimiento con las que debe contar la sociedad. Hay que considerar todas las herramientas en un conjunto y ver de qué forma se pueden entrelazar.

Por ello también deberíamos tener en cuenta las siguientes acciones:

  • Ver qué perfiles sociales existen y quien los gestiona (los voluntarismos a la hora de mantener presencia y posicionamiento de instituciones no dan resultado a medio plazo). ¿Cuántas cuentas sociales tenemos dispersas dependientes de semFYC o de cualquiera de sus federadas?, ¿existe una normativa común o al menos unos mínimos exigibles? (hay que darse cuenta que toda esa actividad está siendo importante para la presencia y el posicionamiento de la marca semFYC)
  • Establecer unas pautas de comunicación tanto con los asociados como con la población. Extensión de los textos, tipo de lenguaje, formato visual.
  • Ver por qué canales y con cuantas cuentas vamos a acceder y a difundir información.
  • Tener herramientas agregantes de información para proponer a nuestros socios. La agregación de contenidos on line ha de ser una de las funciones comunicativas de la sociedad. ¿Acaso no disponemos de un montón de blogs de socios y grupos de trabajo?, ¿los tenemos al menos listados? (uno de los últimos blogs del entorno semFYC es el de la Sociedad Riojana de Medicina de Familia que se ha iniciado en enero de 2015 y que…-muchas gracias-  nos citan en uno de sus últimas entradas) (*). ¿Se revisa toda esta información?. Es cierto que dentro del blog de AMF existe la sección “Qué se cuece…” que nos hace un magnífico repaso semanal pero posiblemente la herramienta en que se realiza el mismo debería ser otra que no fuera un blog.
    (*) A nuestros amigos riojanos decirles el grupo de trabajo de NNTT además de Josquín Casado Pardo y yo está formado por otras 6 personas más.
  • Innovar en herramientas. ¿Por qué no un perfil en Instagram, en Pinterest o en otra red social un poco más innovadora?

Este artículo se ha realziado desde la autocrítica que estamos haciendo dos vocalías de la Junta Directiva de SoMaMFyC (el nuestro y la vocalía de formación) para intentar adecuar y mejorar los servicios digitales de nuestra federada.

La evolución de la programación en lenguajes que soporta es tan veloz y las nuevas funciones que nos permiten se sucede de una manera tan rápida que es necesaria una evaluación continuada de los servicios que estamos dando a nuestros socios.

Esta es una tarea de toda institución que esté presente en la red.

Instituciones extranjeras y nacionales y criterios de calidad de apps en salud


Empezamos una semana donde intentaremos recopialr los documentos más interesantes sobre crietrios de claidad recogidos por diferenets instituciones sanitarias.

Empezamos por diferentes instituciones extranjeras entre las que destacamos.

FDA Regulation of Mobile Health.

NHS. Regulation of Health Apps: A Practical Guide.

MHRA. Clinical investigations of medical devices – guidance for manufacturers.

European Direcctory of Health Apps 2012-2013

Dentro de las instituciones nacionales destacamos la Estrategia de Calidad y Seguridad en Aplicaciones Móviles de Salud que ha desarrollado la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía dependiente de la Consejería de Igualdad, Salud y Política Sociales de la Junta de Andalucía y que ha desarrollado el Distintivo AppSaludable.

Sabemos que otras instituciones (Colegio de Medicos de Barcelona – Col·legi Oficial de Metges de Barcelona- COMB) están tratando de ofrecernos su visión sobre la regulación de las aplicaciones y crear algún distintio similar a su Web Medica Acreditada.

App de la Dirección General de Tráfico


app dgtDurante estas navidades confieso haber visto más la televisión. Entre los anuncios de juguetes, perfumes, regalos tecnológicos y cava he podido ver el de la campaña de la Dirección General de Tráfico (DGT) donde se anunciaba “descargate la app de la DGT”.

Además de ser innovador la descarga a través de Shazam (algo ya realizado por DKV) tenía ganas de hacer otra entrada de apps (un reto para este año)

(si aún no tenéis la app, podéis descargarla a través de Shazam por el audio de este vídeo)

Aunque estaba bastante insatisfecho con los resultados de las últimas aplicaciones del Ministerio de Sanidad y Política Social, la descargué por el motivo de escribir este post. La prevención de accidentes de tráfico es salud y las apps son tecnología (qué mejor para este blog).

Mientras se descargaba estaba pensando en la colección de vídeos de campañas de la DGT, en interminables pdfs sobre seguridad vial o en el poco tiempo que iba a estar instalada en mi iPhone… pero… estaba equivocado.

La DGT me ha sorprendido con una aplicación realmente útil con tres opciones iniciales:

  1. Mi ruta.
  2. Información de Tráfico.
  3. Emergencias 112.

La primera de ellas se trata de un planificador de rutas donde podemos generar nuevas rutas o grabar rutas habituales que realicemos. Antes de planificarla debemos señalar el origen y el destino (aunque en ambos cajetines diga “señale la ciudad de…” sirve también para establecer rutas dentro de una misma ciudad). Para señalar el origen también tenemos la opción que se nos geolocalice por GPS. Además tenemos la opción de que nos muestre la ruta evitando peajes o autopistas.

En la siguiente pantalla nos muestra la distancia y el tiempo estimado con un resumen de las indicaciones que previamente le hamos dado para determinar la ruta. Nos puede mostrar las indicaciones de la ruta en modo texto con todos los pasos desglosados y en la siguiente pantalla nos muestra sobre el mapa la ruta seleccionada.

Hasta el momento no hay ninguna novedad sobre cualquier GPS o aplicación de trazado de rutas entre dos puntos. Lo más innovador son los filtros que nos permite ralizar sobre el mapa como son:

  • Incidencias de la circulación (retenciones, obras, puertos, meteorológicos, eventos u otras).
  • Cámaras de tráfico.
  • Localización de los rádares (un detalle sería destacar a qué velocidad hay que ir por ese punto kilométrico que no está especificado).

Una vez seleccionados los filtros aparecerán como iconos localizados a lo largo de nuestra ruta. Los iconos son interactivos de forma que nos marcan el punto kilométrico donde se encuentra la incidencia y en caso de las cámaras de tráfico podemos ver una imagen reciente captada por la misma de forma que nos podemos hacer una idea de cómo se encuentra el estado de circulación de la carretera en ese momento.

Se pueden programar varias opciones:

  • Mostrar alertas de incidencias que apaerecrán en pantalla 4 Kmts antes de llegar a ese punto de la ruta.
  • Activar sonido y vibración.
  • Vista de mapa satélite.
  • Manmtener la pantalla iluminada de forma continuada en el dispositivo mientras se sigua la ruta.
  • Configurar “Ya he llegado”: Aviso a una serie de contactos previamente elegidos de forma automática cuando se llega al destino.

Es cierto que hasta ahora la innovación no ha sido tremenda y servicios similares se ofrecen a través de otras aplicaciones como Waze, una de mis favoritas. La diferencia es que en el caso de Waze la información proviene de la comunidad de usuarios y en el caso de la aplicación de la DGT es proporcionada por una fuente oficial (esperemos actualizaciones de la información de manera continuada por parte de la DGT para que esta aplicación sea realmente útil). El detalle del servicio “Ya he llegado” también me ha parecido curioso, útil y que conlleva relativamente poco esfuerzo por parte de la programación de la aplicación.

La opción de “Información del tráfico” nos muestra los eventos más importantes que pueden afectar al tráfico de una zona concreta independientemente de la ruta con explicación de los mismos y localización exacta.

La opción de llamar a 112 es poco útil ya que no se requiere gran memoria ni gran esfuerzo para llamar al 112 y se precisan más movimientos para hacerlo desde la app.

En resumen me ha parecido una aplicación buena y útil alejada de otras aplicaciones institucionales vacías que parecen existir para justificar una partida presupuestaria.