Aplicación del Internet de las Cosas (IoT) a los servicios sanitarios #IoT: Revolución de la asistencia a domicilio.


mHealthPosiblemente una de las aplicaciones del internet de las cosas (IoT) a los servicios sanitarios sea la revolución que puede originar a corto o medio plazo en la asistencia domiciliaria.

La posibilidad de determinar qué variables son importantes medir en un paciente determinado, disponer de terminales o dispositivos que lo hagan, integrar todos los valores en un mismo terminal (teléfono o tableta o similar) con la posibilidad de transmitirlo y compartirlo a sus sanitarios de referencia, son las posibilidades que van a hacer que los pacientes crónicos puedan estar más tiempo en sus domicilios sin necesidad de ingresos hospitalarios y con un control estrecho de la evolución de su enfermedad.

Existen algunos límites para su realización.

  1. La necesidad de entrenamiento previo en el manejo de aparatos o terminales por parte de los pacientes. Es cierto que pacientes jóvenes y de edad media están acostumbrados y conocen perfectamente el funcionemiento de teléfonos inteligentes, tabletas y ordenadores, pero ¿qué pasa con nuestros mayores?. Por un lado se están desarrollando tabletas diogitales de un uso muy intuitivo , con grandes botones y con procedimientos muy simples para lograr realizar actividades relacionadas con la salud. Por otro lado se están desarrollando sistemas aplicacdos a elementos tecnológicos (como el terminal de televisión) que es más amigables y puede causar menos rechazo en los mayores que una tableta digital.
  2. Precio: Habrá que evaluar el coste de los terminales y aparatos de medida y ponerlos en correlación con otras variables como el número de ingresos evitados, el  gasto de recursos evitado o la calidad de vida de los apcientes y familias evitando ingresos.
  3. Seguridad: La transmisión de datos sanitarios que además se alojarían en la nube debe mantener todas las garantías de seguridad y confidencialidad. Técnicamente ya esxisten plataformas con las características legales requeridas para este tipo de servicios pero habría que dimensionarlas para que den cabida a una población significativa.
  4. Interlocutores ¿Quienes van a recibir la información del paciente o la familia?, ¿de qué forma se van a establecer circuitos de respuesta?, ¿Va a recaer sobre la atención primaria, sobre el servicio principal hospitalario que hace un seguimiento del paciente?, ¿quien va a desplazarse al domicilio en caso que haya que ofrecer una asistencia presencial?. Todos estos circuitos y procedimientos organizativos habrá que tenerlos en cuenta en un programa global.

A través de medidores de variables en el domicilio del paciente vamos a poder activar recursos de asistencia a domicilio o desencadenar una traslado del paciente hasta la urgencia hospitalaria. Muchas de estas respuestas pueden estar predetreminadas o programadas dependiendo de los valores de las variables medidas sin que tengan que intervenir o mediar respuestas humanas.

La ropa inteligente o los tejidos inteligentes pueden ser un avance muy grande en la medidas de variables de un paciente en su domicilio

Teki, una aplicación basada en Kinect utilizada por Osakidetza


El Servicio vasco de salud Osakidetza ha realizado un pryecto Teki de tele-asistencia basada en tecnología Kinect, llamado Teki.

El envejecimiento de la población es uno de los principales factores de incremento de las enfermedades crónicas de nuestro país. El impacto de este colectivo en los recursos sanitarios supone el 80% de las interacciones de los pacientes con el sistema sanitario público, lo que representa un 77% del gasto sanitario total. Asimismo, se estima que este gasto se duplique en 2020.

El servicio sanitario público del País Vasco Osakidetza ha elaborado una estrategia pionera desarrollando la solución de tele-asistencia Teki, pensada para mejorar la calidad de vida de los pacientes crónicos a través de la tecnología de Kinect de Microsoft, en una completa solución creada por su pártner Accenture, integrada por la empresa Ilitia.

En el marco de un evento celebrado el 14 de mayo, el Director General Osakidetza Julián Pérez, en colaboración con el Presidente y Consejero Delegado de Accenture Vicente Moreno, la Presidenta de Microsoft María Garaña y el Consejero de Sanidad del País Vasco Rafael Bengoa presentaron el proyecto de tele-asistencia Teki.

Teki es fruto de la colaboración entre la Administración Pública y la empresa privada para desarrollar y comercializar la solución en beneficio de los ciudadanos, a través de la innovación más puntera. Osakidetza y Accenture son socios en el desarrollo y comercialización de una aplicación pionera que pretende optimizar el control y seguimiento de la patología, mejorar la calidad de vida de los pacientes y reducir su impacto en los recursos de Osakidetza. Este proyecto es diferencial, tanto por su alta aceptación por parte de los pacientes, como por su integración con los sistemas corporativos de Osakidetza.

Teki utiliza la revolucionaria tecnología de control sin mandos de Kinect. Gracias a la pionera implementación de Accenture, Kinect permite la interacción de los pacientes con la propia aplicación, sin necesidad de conocimientos técnicos previos. Asimismo, se utiliza para mantener videoconferencias con los médicos, y para la realización de los ejercicios de mantenimiento físico, en los horarios que les resulten más cómodos. A través del reconocimiento del esqueleto de Kinect, los pacientes contarán con una referencia clara para realizar sus ejercicios de forma correcta, como si tuvieran a un fisioterapeuta en su propio domicilio.