Asistente virtual Siri


Siri-macOS.jpg

El asistente virtual Siri es un asistente a través de un sistema de reconocimiento de voz capaz de ejecutar órdenes simples de acciones sobre el sistema operativo iOS. Facilita mucho la tarea de realizar ciertas acciones solamente con comandos de voz.

Acciones que pueden requerir cierto trabajo como buscar y llamar a un número de teléfono, reproducir una canción determinada o averiguar un dato concreto pueden ser realizadas a través de órdenes de voz usando como interfaz a Siri, la asistente virtual de iOS.

Siri es capaz de ejecutar acciones básicas como programar una alarma, crear un evento en el calendario, buscar y reproducir una canción determinada, informarnos sobre el tiempo o hacer una llamada o video llamada a uno de nuestros contactos solamente con una orden verbal.

Puede ejcutar órdenes un poco más complejas como mandar un mensaje a alguien a través de una aplicación “Siri dile a XXX  por whatsapp que ya llego a la reunión”, iniciar videollamadas por Skype o hacer transacciones de dinero a través de aplicaciones específicas.

Es capaz de aprender relaciones personales de nuestra agenda de contactos. Es decir podemos decir que un contacto determinado es nuestro hermano y así, cuando volvamos a nombrar la palabra “hermano” para ejecutar una acción concreta sabrá exactamente a quien nos referimos.

Es capaz de gestionar nuestra tareas creando listas, consultando la agenda, modificando alarmas…

Es muy eficaz para ofrecernos datos relacionados con el ocio:

  1. Podemos hacer numerosos preguntas sobre eventos deportivos utilizando lenguaje natural. Calndarios deportivos y resultados.
  2. Podemos hacer preguntas sobre libros, películas de cine o cnciones.
  3. Podemos pedir que nos reproduzca archivos: canciones, capítulos de series…
  4. Podemos pedir que nos identifique una canción (si tenemos instalada una aplicación en nuestro teléfono que sea capaz de hacerlo).
  5. Podemos acceder a nuestras cuentas sociales (dando permiso a Siri para acceder a las mismas).

Otras acciones más complejas que puede ejecutar son relacionadas con domótica. Por ejemplo podemos anunciar a Siri que hemos llegado a casa y podrá ejecutar acciones relacionadas con la intensidad de la luz, persianas o funcionamiento de aparatos siempre que estén conectados a una red domótica y hayamos establecido previamente nuestras preferencias.

Con las opciones de localización podemos pedirle a Siri que nos localize un restaurante, comercio, cine, gasolinera… con algunas caracteristicas en nuestro entorno.

Al utilizar Siri es posible que le estemos dando permiso de acceso a nuestras aplicaciones para su consulta (acceso que permitimos a Apple) y nuestras conversaciones y voz también tiene acceso. Es decir Apple es conocedor de todo lo que le preguntamos a Siri (así que cuidado con las intimidades y posibles ilegalidades que digamos… porque no queda solo entre Siri y nosotros).

¿Y en salud?.

Siri ha sido capaz de decirme el hospital más cercano y la localización de farmacias, Cuando le he preguntado sobre los “centros de salud más cercanos” me ofrece una lista de gimnasios y centrode belleza y no es capaz de responder a síntomas.

Ante frases como “me duele la cabeza” o “me duele la tripa” lista las farmacias más cercanas y ante “dime los efectos adversos más frecuentes del paracetamol” hace una búsqueda en Internet

 

 

 

Proyecto KRISTINA: un asistente virtual en la atención sanitaria


Proyecto Europeo KRISTINA: el primer asistente virtual europeo en el ámbito de la atención sanitaria

El proyecto KRISTINA es un proyecto de investigación financiado por la Unión Europea, dentro de su Programa Horizonte 2020, cuyo objetivo es convertirse en un asistente virtual en el ámbito de la atención sanitaria que permitirá evitar las barreras lingüisticas cuando se atiendan a usuarios y, por tanto, su aplicación prioritaria será brindar atención a las personas inmigrantes que tienen dificultades para superar las barreras lingüisticas.

El primer prototipo de la interfaz humana KRISTINA presentado en diciembre de 2016 en Tübingen (Alemania), dispone de cara y voz y es capaz de hablar y responder en tres idiomas: alemán, español y polaco. Los investigadores y desarrolladores se centran ahora en los sistemas necesarios para que KRISTINA pueda interpretar y ejecutar con naturalidad gestos humanos e interacciones emocionales, así como una reacción a cualquier aportación (verbal o gestual) que exprese el interlocutor humano.

KRISTINA se trata de una solución tecnológica que da lugar a un agente socialmente competente y comunicativo para facilitar la superación de las barreras lingüísticas y culturales de las personas inmigrantes en los servicios de atención sanitaria y geriátrica de los países anfitriones.

Este es el objetivo común de los 9 socios del proyecto, entre empresas, instituciones, universidades y sociedades científicas, de 5 países europeos (Grecia, España, Holanda, Alemania, Francia), que están desarrollado el proyecto KRISTINA; entre los que se hallan la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) y dos centros de investigación de la Universidad Pompeu Fabra (UPF) de Barcelona, el Grupo de Investigación en Tratamiento Automático del Lenguaje Natural (TALN), el Grupo de Investigación en Tecnologías Interactivas (GTI) y el Grupo de Tecnologías de Medios Cognitivos (CMTech), todos del Departamento de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (DTIC) de la UPF.

La línea de trabajo del proyecto KRISTINA surge del Plan de Acción de la Comisión Europea sobre salud en línea 2012-2020, que proporciona una hoja de ruta para empoderar a los usuarios, pero también para vincular dispositivos y tecnologías e invertir en investigación hacia la asistencia sanitaria y geriátrica personalizada del futuro.