Un nuevo paradigma

Decir a estas alturas que Internet ha supuesto un revolución es hablar como a finales del siglo XX y hemos avanzado en el siglo siguiente.

Pero en mis momentos reflexivos veo como el mundo está cambiando y es cierto que muchos cambios han sido producidos por herramientas digitales que se han desarrollado en este entorno”dospuntocero”.

No hay que olvidar las maldades de este sistema como la pérdida progresiva de identidad personal, las posibles violaciones de nuestra intimidad (hay que redefinir y repensar el concepto de intimidad), los abusos difundidos a través de redes sociales, el bulling, el sexting (y demás), los riesgos de dependencia a estas herramientas, las postenciales manipulaciones que pueden surgir (en nuestro voto, en nuestras compras) gracias al big data (¿somos tan libres como nos creemos?)…

Pero es cierto que hay varios conceptos que han cambiado desde el “yupismo” de los 90 del siglo pasado a nuestros días en relación a los comportamientos sociales tanto personales, en un ámbito informal y un ámbito formal como puede ser nuestro trabajo.

El tener frente al ser, el yo frente al nosotros, los producto frente a las personas, la rutina frente a la creatividad… ¿habrá influido internet en todo esto? ¿o es lo que algunos quieren que creamos?.

Me crea un conflicto entre el amor que representan las tecnologías cuando se orientan a un fin noble y altruísta y el que representan cuando se orientan a un fin agresor y manipulador de personas o sociedades.

Escuchar que el Brexit o la victoria de Donald Trump en las elecciones han sido facilitadas por acciones surgidas tras análisis de BigData da un poco de miedo… pero este es el mundo que nos toca vivir y posiblemente tengamos que ir cambiando de una u otra manera.

Por el momento sigo defendiendo la tecnología que une, iguala, ofrece posibilidades y hace el bien… pero las herramientas son herramientas, en sí mismas ni buenas ni malas, y harán buenas o malas acciones dependiendo de los hombres y mujeres que las manejen.

A lo mejor tiene que llegar una inteligencia artificial “buena” para poner orden en este maravilloso caos en el que nos hemos convertido la humanidad … o a lo mejor será maravilloso que nunca llegue.

48d9b5964bd2ead263550edc96ee2e55

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s