¿Por qué has dejado de ser mi amigo en Facebook?


con-el-corazon-roto-curitaQuien me busque en Internet me va a encontrar sin dificultad. Va a conocer mi nombre, algunos de mis correos electrónicos, mi puestro de trabajo, mis aficiones públicas y algunas fotografías. Guardo mi intimidad (mi dirección, el teléfono de mi casa, fotos familiares y algunas actividades) para mí y los míos.

Casi todos mis perfiles en redes sociales son públicos excepto uno: Facebook. Esta herramienta es la que he elegido para comunicarme con mis amigos, para compartir intimidades y para dialogar de manera privada con personas de mi esfera más próxima.

Si entráis en mi perfil de Facebook, poco datos vais a sacar de mí.

Cuando decidí que esta red iba a ser parte de mi intimidad tuve que hacer «limpieza» ya que fue mi primer perfil en red social y lo abrí en un momento donde la «popularidad» se medía por el número de «amigos». Decidí una tarde blindar mi perfil, agrupar mis amigos en grupos y trabajar los (cambiantes) filtros de seguridad que nos proporciona esta red.

Mi tarea de limpieza comenzó eliminando:

  1. Aquellos amigos del colegio a quien hacía años (más de 20) que no veía. Ni a mí me interesaba su vida ni a ellos la mía.
  2. Aquellos amigos de la facultad que hacía años que no veía (menos de 20, no soy tan mayor). Por la misma razón.
  3. Esos contactos de viajes cuya amistad dura «lo que dura el viaje».

De repente fui «el menos popular del instituto» ya que mis «amigos» se redujeron a «mis amigos»… pero… se me fue la mano.

Borré de Facebook a un AMIGO y eso fue lo primero que me recordó la siguiente vez que coincidimos «¿por qué has dejado de ser mi amigo en Facebook?».

He recordado esta anédocta que pasó hace algunos meses a raiz de leer un estudio publicado por Chirstopher Sibona de la Universidad de Colorado en Denver sobre las consecuencias que puede tener eliminar amigos en Facebook.

Este mismo autor en 2010 realizó un estudio para determinar las razones principales por las que alguien decide «borrar» a otra persona de su lista de amistades y las causas principales fueron las siguientes:

  1. Mensajes frecuentes y sin importancia (aunque las redes sociales se prestan al exceso de comunicación sin contenidos… parece que todo tiene un límite)
  2. Polarización mensajes sobre todo si tratan sobre política o religión.
  3. Mensajes inapropiados relacionados con comentarios sexistas y racistas
  4. Reiteración de mensajes cotidianos (acerca de los niños, comida, cónyuges, etc..)

En el año 2011 Shritopher Sabona y Steven Walczak presentaron en el Hawaii International Conference on System Sciences el trabajo titulado «Unfriending on Facebook: Friend Request and Online/Offline Behavior Analysis»

A través de 690 entrevistas realizadas por medio de Twitter se solicita la cumplimentación de una encuesta (de unos 15 minutos de duración) que contiene 4 apartados:

  1. Primera parte de la encuesta se pregunta si el encuestado ha dejado de seguir a algún amigo en Facebook, y, en caso afirmativo, se pregunta por el motivo.
  2. La segunda parte de la encuesta pregunta si el encuestado ha sido borrado por algún a migo en Facebook, y si es así, le hace preguntas sobre los motivos (que cree) por los que ha sido borrado.
  3. La tercera parte de la encuesta hace preguntas sobre el uso que hace de Facebook.
  4. La cuarta parte sobre datos demográficos

Todas las preguntas son de tipo opción múltiple.

¿Habéis dejado de seguir a alguien en alguna red social?, ¿os ha molestado?, ¿habéis dejado de seguir a alguien?. ¿por qué motivos?